tenencia_responsable_cuidados_de_mascotas

El ambiente en que se desenvuelve el animal y el adiestramiento que reciba, desempeñan un papel fundamental en el desarrollo de la agresividad. Sólo el 20% del carácter de un perro depende de su raza, el 80% restante, es decir, lo que realmente define lo que será el perro, lo componen el trato que recibe y el ambiente en el que vive.

La probabilidad de que un niño sea atacado por un perro es muy baja, y de los adultos depende evitar los accidentes por completo.
La gran mayoría de los ataques de perros se puede prevenir con la socialización.

Consejos para evitar accidentes

1. No aísle, no amarre, no enjaule, no encierre a su perro en forma permanente, puede convertirlo en un animal retraído, huraño y potencialmente peligroso.

2. Socialice al animal desde temprana edad, presentándole el mayor número de personas y experiencias posibles. Esto debe hacerse constantemente.

Un perro bien socializado es capaz de portarse bien ante desconocidos.

3. No regale perros con problemas de agresividad, enfréntelo usted con ayuda de alguien que conozca de perros.

4. No deje a niños y perros juntos sin supervisión.

5. Enséñele a los niños de la casa a interpretar correctamente el lenguaje canino.

6. Por favor, no lleve a perder a su perro, él es un ser vivo que sufre y siente. Sea responsable, consérvelo con usted y busque ayuda para controlar su agresividad.

No contribuya a aumentar el número de animales abandonados.

Extracto de: Manual de la tenencia responsable

Deja un comentario